chair-computer-furniture-indoors-373883

Importancia de la generación de contenido digital

 Actualmente, el uso de las estrategias de marketing digital son un ejercicio necesario para mantenerse dentro del mercado online y potenciar ampliamente una marca comercial.

La generación de contenidos digitales es la columna vertebral de cualquier acción de marketing o comunicación digital.

Empezaremos tocando base…

¿A qué llamamos contenido digital?

Contenido digital es todo aquello que publicamos o mostramos de nuestra marca a otros a través de internet. Toda acción es un contenido.

Podemos tener entre los distintos tipos de contenido digital:

  • Redacciones
  • Imágenes
  • Videos
  • Gif

Y todas las variaciones de este listado que se te puedan ocurrir. Literalmente todo lo que se muestra, es un contenido.

¿Qué es el Marketing de Contenidos?

Según el blog de Walterman, en su artículo sobre cómo crear una estrategia de contenidos paso a paso, el marketing de contenidos se define como:

“Una forma de generar tráfico dentro de una estrategia inbound marketing, cuyo objetivo es ofrecer información relevante a la audiencia. No se trata únicamente de crearlo, sino también de distribuirlo para que pueda llegar a la mayor cantidad de gente posible”

Podemos resumir esta definición diciendo que el Marketing de contenidos es cuando planificamos estratégicamente cada post para que vaya alineado con nuestros objetivos.

¡Esto hace que el público cree una conexión especial con la marca!

Como bien lo comenta la definición citada anteriormente, este manejo de contenidos no se basa solamente en el diseño de la información sino que analiza cuidadosamente las estrategias de marketing digital, que impulsarán el mismo para atraer el nicho de interés al que va dirigido.

Así que ya no hablamos solo de escribir un texto interesante y acompañarlo de una linda imagen, también debemos incluir la difusión de ese contenido en la estrategia.

¿Hacia quién van dirigidos los contenidos digitales?

Recuerda siempre el concepto del Customer Journey para esto. El customer journey es ese proceso por el cual fluyen las emociones de las personas antes de comprar; literalmente es un viaje.

El primer paso es establecer uno o varios Buyer Persona en los cuales identificamos las características específicas de nuestros clientes.

Y luego identificamos el Customer Journey estableciendo como base estas 5:

  • Etapa de exploración: En esta etapa el cliente sabe sabe que tiene una necesidad, pero aún no ha encontrado soluciones que se adapten a lo que desea. Los contenidos en esta etapa son de enganche.
  • Etapa de consideración: En esta etapa el cliente ya ha encontrado soluciones para su necesidad y está evaluando cuál es la mejor para él. El contenido en esta etapa es de educación.
  • Etapa de decisión: En esta etapa el cliente está listo para comprar. El contenido en esta etapa es facilitador de decisiones.
  • Etapa del cliente satisfecho: El cliente ha comprado y se ha convertido en embajador de la marca. El contenido en esta etapa es compartible.

Existen muchas sub-etapas que debemos atacar, como por ejemplo clientes insatisfechos, control de daños de la marca, etc. Básicamente hay infinitas situaciones en las cuales se precisan contenidos que generen interés o resuelvan problemas.

¿Cómo debe ser el contenido digital?

Hagamos un pequeño “stop” para definir los requerimientos mínimos que un contenido digital debería tener. Primeramente, en Topline preferimos “calidad” sobre “cantidad”.

¿Por qué?

Debes pensar que los contenidos digitales siempre causan impacto. No existe un contenido que no lo haga sin importar lo pequeña que pueda ser tu marca.

Este impacto puede ser positivo o negativo, pero nunca neutro. Esto quiere decir que publicar una gran cantidad de post con baja calidad literalmente hunde la marca.

Hagámoslo bien al estilo Topline

Para lograr esto es importante tomar en cuenta los siguientes elementos:

  • Definir los objetivos de tu marca.

 Es fundamental tener muy clara la misión-visión de la marca, porque en base a esto se crea un contenido digital coherente con el diseño para la cual fue creada.

Un tema importante al hablar de objetivos es entender que no existe un objetivo único para la empresa. Si la verdad es que tenemos un objetivo general, se debe dividir en decenas de pequeños objetivos que funcionen en conjunto a medida que el customer journey avanza.

El enfoque del contenido siempre debe ser muy específico, atacando a uno de estos micro-objetivos que hemos encontrado. Entendamos con un ejemplo:

Premisa: Un potencial cliente ve la publicidad de nuestra marca y le llama la atención lo que ofrecemos. Entra a la página y revisa por encima el contenido. Se da cuenta que lo desea, pero planifica buscar de nuevo al siguiente mes.

En este caso tenemos varios contenidos a realizar:

 Contenido de enganche: Aquel con el cual engancharemos a este potencial cliente en primer lugar

  • Contenido explicativo: Aquel en el cual le explicamos nuestra propuesta de valor una vez que se engancha
  • Contenido de adquisición: Para poder asegurar que nos deje su contacto a cambio de “algo”, y no perder el contacto con él.
  • Publicidad de retarget: Un recordatorio constante para este cliente sobre nuestra marca ofreciendo información diferente a la que vió en primer lugar.
  • Contenido orgánico en redes sociales y/o blog: esta persona seguramente nos hará “follow” y debemos estar activos en redes sociales mostrando nuestros valores y generando confianza con este potencial cliente ese mes
  • Contenido de reenganche: Al pasar un tiempo debemos ofrecerle un contenido atractivo de reenganche que le recuerde que nosotros tenemos su solución perfecta
  • Contenido de cierre de ventas: Este está enfocado en terminar de cerrar la venta.
  • Contenido de seguimiento post-venta

Si un caso tan simple como este requiere tanta planificación en contenido, imagínate los casos más complejos.

  • Expresar las ideas claras.

 En este mundo online no valen las ambivalencias. Es clave hablar con el cliente en un lenguaje entendible, amigable y respetuoso para lograr conectar con el interés por la marca.

Esto aplica con video, imagen, texto, Gifs, eventos, llamadas, etc.

  • Manejar el keyword principal.

Es importante que cada vez que se diseña contenido digital tengas en cuenta cuáles son las palabras claves que más se buscan en internet ya que de esta manera, podrás posicionar la marca haciéndola visible dentro del extenso mercado electrónico.

Una manera más simple de expresar el tema de Keyword principal, es identificar lo que llamamos “Intención de búsqueda”. Si logramos dar con la intención de búsqueda de nuestro potencial cliente tenemos medio camino recorrido.

  • El título debe ser relevante.

 Cuando generas un artículo para tu marca, el título debe ser poderoso y llamar la atención para que atraiga la búsqueda y lectura de las personas. Ese título tendrá luego que se reforzado dentro de la redacción del contenido del texto, para afianzar la búsqueda del SEO dentro de la web.

Este tema también aplica para las redes sociales. Hemos visto centenares de casos de empresas que generan publicidad en redes sociales con títulos flojos que no llaman la atención.

  • Buena redacción y estructura clara.

Para lograr la curiosidad de lectura en el público, debemos estructurar de forma organizada y clara el texto que queremos transmitir. Comenzando siempre por las ideas más relevantes y luego haciendo una descripción del texto, donde nos colocamos del lado del consumidor; es decir, planteando preguntas o títulos secundarios que refuercen la idea principal del contenido.

Esto aplica para post de redes sociales y blogs en la mayoría de sus casos. Pero también para páginas corporativas o product pages.

  • El texto y lenguaje debe ser legible y entendible.

 Es importante hablar con un lenguaje muy claro, para que sea de la mayor comprensión de todo el público que visitará el perfil de tu marca comercial.

Hay que prestar atención y ser detallista en el cuidado de la tipografía, tamaño de letra, tonalidad de colores de la letra, fondo del contenido, etc., todo esto es indispensable para crear un espacio confortable de lectura en el cliente de interés.

Otro elemento importante es mantener el estilo de redacción. Escoger una forma en la cual el cliente desea llevar sus textos y mantenerlo como un sello personal de la marca, lo que le dará distinción comparada con el resto de marcas en el mundo online. A esto lo llamamos la voz de la marca

  • Presentar imágenes impecables.

La imagen debe ser de alta calidad y si tiene texto este debe ser legible No hay mucho más que decir al respecto en este momento.

¿Qué estrategias puedo aplicar para preparar un contenido digital de calidad?

Los contenidos como ya hablamos deben ser bien pesados. Bajo esta premisa lo que realmente nos interesa es “Hablar con nuestro potencial cliente en el momento que él está dispuesto a escucharnos y decirle exactamente lo que desea escuchar”.

Es difícil hacerlo y no hay una regla general para lograrlo, pero a continuación te daremos algunas pautas que te pueden funcionar para generar los primeros contenidos.

  • Tener claro el concepto de la marca.

Esto hace que sepamos exactamente al tipo de público al que nos vamos a dirigir, conociendo sus necesidades, intereses y expectativas para en base a eso generar un contenido que impacte sobre ese nicho de interés.

Aquí debemos definir muy bien nuestros valores y empatizar con nuestro público.

Imagínate que vendes lentes y te diriges a un público amante de los animales: ¿qué tal generar una sesión de fotos como esta?

  • Diseñar un calendario editorial.

Una buena estrategia de contenidos debe tener continuidad en el tiempo. La improvisación es la madre del fracaso en términos de contenido digital.

Se trata de no caer en el error de publicar un artículo hoy y dejar de colgar contenido en un mes o más. Esto es fatal para cualquier marca comercial  ya que hace que el público de interés deje de seguir el perfil porque no encuentra mucha información relevante, actualizada y constante.

  • Creación del contenido digital.

En este punto te sugerimos definir ¿Qué esperas del contenido?

Esta parte es clave por que debemos definir de antemano cuáles serán las medidas de las imágenes, estilo de redacciones, hashtags, etc.

Si tenemos bien definido toda la maquetación general de nuestros contenidos desde el principio aumentará considerablemente nuestra posibilidad de éxito.

 Si trabajamos un blog como ejemplo, deberíamos saber de cada artículo:

  • Extensión mínima de palabras.
  • Estilo de redacción.
  • Tono concreto de redacción.
  • Definición en la presentación visual de la maquetación.

Aquí es clave la figura del redactor de contenidos que se encarga de manejar diferentes temáticas y adaptarlas de acuerdo al perfil que tiene cada marca, escribiendo para el público de interés y haciendo que la redacción sea agradable al lector.

  • Actualización de contenidos digitales.

Todo contenido debe actualizarse, PUNTO.

Es verdad que buscamos generar estrategias evergreen, pero el mundo del Marketing de contenidos es como una batalla constante entre miles de marcas que buscan la atención del mismo público.

Como consumidores estamos programados a buscar información relevante y actualizada. Por ende, como marca debes tener en la estrategia de contenidos una sección para actualización del que ya tienes.

  • Difusión de contenidos.

Como comentamos anteriormente en la definición del marketing de contenidos, no solo debes crearlos, sino saber difundir la información de los mismos. Hay que valerse de las redes sociales creando perfiles corporativos en las distintas plataformas para ganar mayor visibilidad en la internet.

Las personas están en las redes sociales y en los buscadores como google, no hay otra opción. Allí es donde debemos estar cuando hablamos de Marketing Digital.

Un Tip Topline es el “efecto sorpresa”, aprende a generar este sentimiento de sorpresa en tus potenciales clientes. Tú lo conoces, esa satisfacción de estar pensando en algo y derrepente entras a Facebook y BOOM, lo encontraste.

  • Ver Feedback de los seguidores.

Dentro de la generación de contenidos digitales, siempre hay que dejar espacios para que los lectores puedan hacer comentarios sobre la información que se difunde.

Esto se logra generando preguntas abiertas en el lector, donde se le brinda la oportunidad de compartir comentarios, experiencias, ideas, etc, o diseñar iconos de llamados a la acción como los likes por ejemplo.

¡Si preguntas te responderán!

Si manejas una línea que comprenda perfectamente el concepto de la marca y mantienes una estrategia clara de contenidos digitales, puedes lograr tener un público de interés feliz y estable con el perfil de la marca, haciendo que la fidelidad crezca y lleguen nuevos clientes que puedan ser potenciales para tu emprendimiento.

 

 

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *